El barrio Gótico de Barcelona, la catedral y sus alrededores

17 enero, 2019

Catedral

El barrio Gótico de Barcelona es precioso y es la parte más antigua de la ciudad.

Lo más importante de esta zona es la catedral, que está, más o menos, en mitad del barrio. El paseo hasta la catedral es muy bonito.

Aunque a algunos arquitectos no les gusta tanto este barrio, ya que se hicieron muchas cosas, a principios del siglo XX, para hacer de él el barrio gótico que es hoy.

El barrio Gótico está al lado del Raval, que fue el comienzo de nuestro paseo, de este barrio hablé ya en otro post.

Pero cruzamos la Rambla y a la altura del edificio chino empezó nuestro recorrido por el Gotic, como lo llaman los barceloneses.

Dedicamos media mañana a ver el Raval y otra media a ver el barrio Gótico. Después fuimos andando hasta el Born, donde comimos.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La catedral de Barcelona asomando.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Paseando alrededor de la catedral.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Una de las calles del barrio Gótico.

EL BARRIO GÓTICO

Aunque el Raval y el barrio Gótico se parecen por las fachadas de sus casas color arenisca y sus calles estrechas, la verdad es que son muy diferentes.

El Gótico es mucho mejor barrio, tiene más zonas amplias y las casas son mejores.

Aunque no es tan gótico como dice su nombre, tiene algunos edificios góticos y muchos detalles, pero no todo el barrio es de estilo gótico.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Plaza de Santa María del Pí.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Paseando por carrer Petritxol.

LA PLAZA DE SANTA MARÍA DEL PI

El primer sitio al que llegamos fue esta plaza que se llama así porque está al lado de la iglesia de Santa María del Pi que, por supuesto, es de estilo gótico.

En esta plaza los fines de semana montan un mercadillo de arte, pero el fin de semana que estuvimos nosotros pusieron un mercadillo de productos gastronómicos artesanales.

Tenía todo una pinta increíble con ese aspecto tan apetecible que tiene la comida artesanal.

Además, estaba ideal, todo puesto debajo de un toldo enorme blanco y rodeado por las fachadas de las casa de esta plaza.

Todas estas fachadas tienen color arenisca y motivos blancos.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Entrada a la granja Dulcinea.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Escaparate de Dulcinea.

GRANJA DULCINEA EN CALLE PETRITXOL

Continuamos nuestro paseo por la calle Petritxol, que es una calle muy bonita.

En esta calle vimos una granja, la granja Dulcinea, que es una de las más típicas de Barcelona.

Si no eres catalán, a lo mejor no sabes que en Barcelona las granjas son chocolaterías.

Recuerdo la primera vez que fui a Barcelona, fui en coche cama con mis tío y mis primos, los mismos con los que estuve este fin de semana.

Mi tía, antes de que saliera el tren de Madrid, me dijo que íbamos a llegar a Barcelona a primera hora de la mañana y que íbamos a desayunar en una granja.

A mí, que acababa de cumplir doce años, lo de desayunar en una granja en Barcelona me parecía el plan más exótico y apetecible del mundo.

Hasta que me di cuenta, con una decepción terrible, de que la granja se trataba de una cafetería.

Se llaman granjas porque antiguamente tenían una vaca en el establecimiento y de ella sacaban la leche que se servía a los clientes.

Pero tengo que decir que me llevé una alegría enorme cuando el suizo que me había prometido mi tía que iba a desayunar era un delicioso chocolate con nata.

Y es que en Madrid el suizo es un bollo con azúcar que a mí no me entusiasma y en Barcelona es una taza de chocolate caliente con nata.

Una de las cosa más típicas que puedes hacer en Barcelona es desayunar o merendar un suizo en alguna de estas granjas.

Más adelante, también en la calle Petritxol, pasamos por una tienda de chocolates con una pintaza alucinante, Le comptoir de Mathilde.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Plaça de la Cucurulla.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La plaça Nova

PLAÇA DE LA CUCURULLA

Fuimos hacia la catedral de Barcelona, que no es la Sagrada Familia como algunos creen, pasando por la plaça de la Cucurulla.

Seguimos recto y llegamos a la plaça Nova, donde están las letras de Barcelona en el suelo.

Aquí está parte de la muralla que rodeaba la ciudad de Barcelona en tiempos de los romanos.

En esa época se llamaba Barcino, que tenía su acueducto y aquí estaba, el cual suministraba agua a los ciudadanos.

Aquí también estaba la puerta de entrada a la ciudad y las torres romanas, que estaban junto a la puerta y desde donde se vigilaba y defendía la ciudad.

Entre estas torres comienza la calle del Obispo, por la que seguimos todo recto hasta que llegamos a uno de los puntos más fotografiados de Barcelona.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Al fondo, el puente colgante.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Andando cerca de la catedral.

EL PUENTE DE LA CALLE EL OBISPO

Pues sí, el puente colgante que va de la Casa dels Canonges (casa de los canónigos) al Palau de la Generalitat, es uno de los puntos más fotografiados de Barcelona.

Es muy bonito, el problema es que es moderno, lo construyó Joan Rubió i Bellver, discípulo de Gaudí en 1928.

El arquitecto francés Le Corbusier fue a  Barcelona en 1930, le enseñaron el barrio Gótico y cuando pasaron por debajo del puente dicen que él se calló.

Pero más tarde dijo: “¿Cómo es posible que en mitad de vuestro admirable gótico haya podido surgir ese puente florido, nuevo y podrido?”

Pero a cambio dicen que la fachada del Palau de la Generaltat, que ya he dicho que está al lado, es una maravilla.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Paseando por el Gotic.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Paredes de la catedral.

BORDEANDO LA CATEDRAL

Pasamos el puente de largo y torcimos a la izquierda por la calle de la Piedad, que no es una calle recta.

Llegamos a la carrer dels Comtes, es un callejeo maravilloos y a ratos vimos partes de la catedral, a donde llegaremos luego.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Grafittis en el barrio Gótico.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Museo Frederic Màres.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Entrada al museo.

MUSEU FREDERIC MARÈS

En esta calle, carrer dels Comtes, está el museo de Frederic Marès.

No entramos porque estábamos paseando tranquilamente, pero puedes entrar en su patio, que es muy bonito y tranquilo.

Dentro tiene la colección de escultura que Marès acumuló a lo largo de su vida.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Arte urbano en el Gotic.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La catedral de Barcelona.

CATEDRAL DE BARCELONA

Si seguimos recto llegamos a la pla de la Seu, donde está la catedral de Barcelona, que se llama de la Santa  Cruz y Santa Eulalia.

Es de estilo gótico y se construyó entre los siglos XII y XV sobre una iglesia románica.