Dos días en Bogotá: 10 puntos imprescindibles que hay que ver

1 febrero, 2018

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Si vas a Colombia seguro que te estás planteando si ir Bogotá o no, nosotros pasamos dos días en Bogotá y nos encantó, lo pasamos genial.

Colombia es un país muy grande y con muchas cosas que ver, así que hay que elegir bien los sitios que vas a ver.

En estos momentos está ganando puntos Medellín, porque está muy de moda y por lo visto han dejado en unos años la ciudad espectacular.

Pero nuestros anfitriones viven en Bogotá, así que era una oportunidad única de conocer la capital de Colombia con ellos, y nos alegramos muchísmo.

Además, a mí me gusta conocer las capitales de los países a los que viajo, aunque solo sea unas horas.

Y esta capital, Bogotá, es muy bonita y tiene mucho que ver.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Entrada a Andrés carne de res.

1 Andrés carne de res

Chía, Chia, Cundinamarca, Colombia
www.andrescarnederes.com

Sé que estarás pensando que por qué empiezo por un restaurante en vez de por los puntos turísticos habituales de Bogotá.

Andrés carne de res se ha convertido en un punto turístico imprescindible de Bogotá, si no has estado aquí cenando, no has estado en Bogotá.

Pero hay que tener mucho cuidado, porque es un sitio que se presta a beber todo y más, los mojitos los ponen en ensaladeras, con eso te lo digo todo, y son muy, muy apetecibles.

Pero no bebas, Bogotá está altísimo, 2.640 m, y el alcohol, a los que no estamos acostumbrados a estar tan altos, nos sienta como un tiro.

El día que llegues a Bogotá, tómatelo con calma, nuestros anfitriones están a costumbrados a ver como reaccionan los europeos en su ciudad y nos dieron un día de bienvenida tranquilo.

Nos llevaron a comer al hotel, nos reservaron hora en la peluquería (llegábamos con unos pelos de playa terribles), dormimos la siesta y nos arreglamos para ir a Andrés carne de res.

En Andrés carne de res nos tomamos una cerveza, cenamos genial y bailamos un montón de salsa.

Voy a hacer un post de los sitios a los que fuimos a cenar en Bogotá porque nos encantaron, pero si vas a Bogotá antes de eso, reserva mesa aquí, es alucinante.

Hay dos restaurantes, pero el más chulo es el de Chía.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Una de las esculturas de el Museo del Oro.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Interior del Museo del Oro.

2 El Museo del Oro

 Cra. 6 #15-88, Bogotá, Colombia
bogotaturismo.gov.co/museo-del-oro

Como no vas a beber, al día siguiente vas a estar más fresco que una lechuga, así que por la mañana temprano, después de un buen desayuno, puedes ir al Museo del Oro.

Es la joya de la corona de Bogotá, aunque yo haya empezado por Andrés cane de res :) el punto más importante de Bogotá es el Museo del Oro.

Está considerado Monumento Nacional.

Es un museo alucinante, vitrinas y vitrinas llenas de oro, pero que te van explicando cosas.

Te cuentan toda la historia del oro en Colombia, hay muchos montajes en los que te explican como iban llenos de oro los jefes de las tribus.

Además, a mí me encantó el que te cuentan muy bien la leyenda de El Dorado.

Está genial documentado.

Cuando terminas, en la planta baja, hay un Juan Valdés, en el que además de café tienen mufins y porciones de tarta para tomar.

Es un sitio estupendo para parar a descansar porque en el museo, al final, andas muchísimo, y coger fuerzas para el resto del camino.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Iglesia de San Francisco, junto al Museo del oro.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Interior de una de las iglesias de Bogotá.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Una iglesia de Bogotá.

3 Las iglesias de Bogotá

En las guías recomiendan que entres a ver las iglesias de Bogotá porque tienen un estilo mudéjar precioso. Casi todas son de los siglos XVII y XVIII.

Además, son mucho más bonitas por dentro que por fuera y eso que algunas por fuera son espectaculares.

Al lado del Museo del oro está la Iglesia de San Francisco, que es una de las más bonitas, nosotros no pudimos verla porque estaba cerrada, pero vimos otras y nos encantaron.

Cuando sales del museo del oro hay un parque enfrente, lo atraviesas  y cruzas la calle que hay a continuación y ya estás en la iglesia de San Francisco.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

El Capitolio Nacional de Colombia.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La Catedral en la plaza de Bolívar.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

El Palacio de Justicia.

4 Plaza de Bolívar

La iglesia de San Francisco, de la que hablaba ahora, está en la calle 7, así que ve todo recto por la calle 7 y llegas a la plaza de Bolívar, que es enorme y muy bonita.

Además, si es domingo, que es el día que recomiendan como mejor para ir, y es el día que fuimos nosotros, la calle 7 estará animadísima.

La plaza de Bolívar está en el barrio de La Candelaria, que es el más típico de Bogotá.

Lo mejor es que te ayudes con una guía que te informe bien de esta plaza porque está llena de edificios importantes.

Antiguamente, la plaza estaba rodeada de edificios coloniales, pero todos se han ido derruyendo para construir otros.

El único que queda original de la época colonial es el Sagrario, que está en la misma pared donde está la catedral..

En el centro de la plaza hay una estatua de Simón Bolívar, que fue el primer monumento público de la ciudad.

En la plaza verás la catedral con el Sagrario, el Capitolio Nacional y el Palacio de Justicia, que destaca porque es un edificio moderno sin estilo ninguno en especial.

Este último edificio es impresionante porque es el que tomó la guerrilla del M19, acabó ardiendo y lo reconstruyeron.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Camino de Casa de Nariño.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Casa de Nariño.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Casa de Nariño.

5 Casa de Nariño

Si continúas por la calle de donde veníamos y cruzas la plaza, detrás del capitolio verás a la derecha, detrás de una verja, un palacete precioso, es la casa del Presidente de la República.

Dependiendo de la hora a la que vayas puedes ver el cambio de guardia que está genial y se puede ver, porque hay bastante gente, pero no demasiada.

Si continuas, hay una iglesia en la que entramos y que es preciosa.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Una casa de colores en La Candelaria.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Pasando por La Candelaria.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La Candelaria.

6 La Candelaria

El barrio de La Candelaria es el barrio colonial de Bogotá, así que está lleno de casitas bajas antiguas que son preciosas.

Muchas de las cosas que hay que ver en Bogotá, y que acabo de contar, están en el barrio de La Candelaria, pero te recomiendo que des un paseo para ver las callecitas.

Nosotros fuimos desde la Casa de Nariño hasta el Centro Gabriel García Márquez por la carrera 6 y la carrera 5, hasta la calle 11, donde está el centro del escritor.

Así vimos estas calles y estas casas.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Una de las muchas puertas preciosas de la zona.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Casas en La Candelaria.

Las casas son muy bonitas, las puertas de las casas son de madera y tienen carteles muy chulos, aparte que es una zona con mucho ambiente.

Una de las cosas que más me gustó de Bogotá es que mientras vas andando se van viendo las montañas llenas de vegetación que rodean a la ciudad.

Estas montañas que se ven son nada más y nada menos que Los Andes.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Los Andes desde La Candelaria.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Centro Gabriel García Márquez.

7 Centro Gabriel García Márquez

El Centro Gabriel García Márquez no tiene más que una librería enorme, que está muy bien pero que no merece la pena parar para verla, y también tiene una galería de exposiciones.

Pero por lo que realmente paramos fue por su terraza, tienen un Juan Valdés, hay muchísimos por Bogotá, y paramos para comer unos sandwiches y continuar.

Como digo, no merece la pena, pero yo quería verlo y hasta que no vi por mí misma que no merecía la pena, no paré.

Así que si eres fan de García Márquez como yo, que sepas que no hay nada especial en el centro.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Llegada al Cerro de Monserrate.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

El teleférico de Monserrate.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Los Andes desd Monserrate.

8 Cerro de Monserrate

Una vez que descansamos un poco en la terraza de Juan Valdés fuimos al parking a por el coche y nos fuimos al cerro Monserrate.

El cerro de Monserrate es obligatorio en Bogotá, ya que es un cerro altísimo al que puedes subir y ves unas vistas preciosas de Bogotá.

Pero no puedes subir en coche, sino que llegas a un punto en el que paran coches y taxis y siguiendo las indicaciones llegas a una taquilla.

En la taquilla te venden entradas para subir en teleférico o en funicular.

Nosotros subimos y bajamos en teleférico, porque era ya tarde y el funicular estaba cerrando.

El teleférico es impresionante porque es moderno y muy grande, y las vistas son muy bonitas.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La parte alta de Monserrate.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Uno de los puestos de Monserrate.

Cuando llegas arriba te ves en medio de las montañas, con montones de árboles y unas vistas preciosas a Bogotá.

Hay una parte que está llena de puestos, date una vuelta, los puestos son muy chulos y Adriana, nuestra anfitriona entró en uno de ellos y compró agua de panela.

El agua de panela es una de las cosas más típicas de Colombia, así que aprovecha y pide un vaso de esos, está muy rico y te lo puedes tomar por el camino.

Cuando terminamos se estaba haciendo de noche, estábamos agotados y nuestros anfitriones nos llevaron a cenar a un Crepes & Wafles, que fue todo un descubrimiento.

Pero ya hablaré de esto cuando haga el post de las cenas en Bogotá.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Un cuadro de Alex Katz en el Museo Botero.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Salas del Museo Botero.

 

9 Museo Botero

Botero tiene muchísimos fans por todo el mundo, pero también hay gente a la que no le gusta su pintura y sus famosos gordos.

Yo soy parte de esa gente.

Así que mientras mis compañeros de viaje estaban deseando ir a ver el Museo Botero, yo no teníamos tantas ganas.

Pero al final, fui y me encantó.

Está en una casa preciosa, con un patio central muy bonito y en las habitaciones de la casa es donde se exponen los cuadros.

Sus cuadros siguieron sin gustarme demasiado, pero me llevé una sorpresa enorme porque se expone también la colección personal del pintor.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

El Café del Museo Botero.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Café en el Museo Botero.

Así que vi cuadros maravillosos de Corot, Degas, Monet, Pisarro, Kooning, Grosz, Leger… y un originalísimo Alex Katz que te recibe en la escalera.

Me quedé con la boca abierta, además, en estas salas, no hay casi gente y ver la pintura buena así, es una gozada.

Cuando terminamos de ver el museo bajamos al patio y nos encontramos con una cafetería chulísima.

Nos sentamos y tomamos de todo, Coca-colas, cafés, tartas, mufins…

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Uno de los muchos grafitis que hay en Bogotá.

10 Grafits

Otra cosa que me dejó con la boca abierta en Bogotá fueron los grafitis, hay paredes enormes llenas de dibujos preciosos con un colorido espectacular.

Los vimos cuando nuestros amigos vinieron a por nosotros al aeropuerto y nos llevaron en coche al hotel.

También nos fuimos unos días al campo, así que en el camino otra vez en coche, del centro a las afueras, los volvimos a ver y me parecieron espectaculares.

Me dijeron que son famosos y hacen rutas para verlos, así que aquí te dejo un enlace donde organizan rutas para ver los grafitis:

Bogotá graffiti tour

Todo esto es lo que vimos por el día, pero el próximo post hablaré de lo que hicimos en Bogotá por la noche, porque conocimos unos sitios chulísimos.

El resto de nuestro viaje por Colombia